Embajada en Barbados

Participación del Embajador Martínez Pandiani en la 48ª Junta Anual de Gobernadores del Banco de Desarrollo del Caribe (CDB)

El Embajador Martínez Pandiani se desplazó a Saint George, Granada, para participar en representación de la República Argentina de la 48ª Junta Anual de Gobernadores del Banco de Desarrollo del Caribe (CDB), que tuvo lugar entre los días 30 y 31 de mayo de 2018. Fueron parte del encuentro los representantes de los países que integran el Banco en sus diferentes categorías, a saber: miembros plenos: Anguila, Antigua y Barbuda, Barbados, Belice, Islas Vírgenes Británicas, Islas Caimán, Dominica, Granada, Guyana, Haití, Jamaica, Montserrat, San Cristóbal y Nieves, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas, Surinam, Bahamas, Trinidad y Tobago y Turcas y Caicos; miembros regionales no beneficiarios: Brasil, México, Colombia y Venezuela; miembros no regionales no beneficiarios: Reino Unido, Canadá, China, Alemania e Italia.

 

La apertura del evento estuvo a cargo del Primer Ministro de Granada, Dr. Keith Mitchell, quien ofició de Chairman durante la totalidad del encuentro. También brindó palabras de bienvenida el Primer Ministro de Antigua y Barbuda, Gaston Browne. Cabe destacar que los mandatarios mencionados fueron reelectos obteniendo aplastantes victorias en las recientes elecciones generales de sus países, consiguiendo al igual que la flamante Primer Ministro de Barbados, Mía Mottley, la totalidad de las bancas que conforman sus respectivos Parlamentos. No obstante ello y a diferencia de Mitchell y Browne, es dable mencionar que Mottley obtuvo la totalidad del Congreso como candidata opositora.

 

Por su parte, el Presidente del CDB, Warren Smith, dio la bienvenida a la audiencia y destacó que la reunión de este año se centraría en las perspectivas multidimensionales de la "resiliencia" en el marco de la Agenda de Desarrollo Sostenible 2030, frente a un contexto signado por el cambio climático y los peligros naturales y ambientales.   

 

También pronunciaron sendos discursos, en representación de los miembros regionales no beneficiarios, el Gobernador por Colombia y de los miembros no regionales no beneficiarios, la Gobernadora por Canadá.

 

Además de las reuniones plenarias del Directorio del Banco, el encuentro incluyó una serie de seminarios especializados que abordaron las cuestiones priorizadas en esta sesión.

 

1 - Seminario "Building Resilient Cities"

                                                 

En este segmento se hizo referencia a las evaluaciones de necesidades post-desastre realizadas tras el paso de los huracanes Irma y María en 2017, que indican que los países afectados requerirán unos USD 800 millones para su recuperación integral. Asimismo y tomando en cuenta que las principales actividades económicas, ambientales, sociales e institucionales se desarrollan dentro de los confines de las ciudades de la región, se enfatizó la importancia de trabajar en el desarrollo de la resiliencia de los centros urbanos. Al respecto, se hizo referencia al nuevo programa del CDB cuyo objetivo general es fomentar el desarrollo de áreas urbanas habitables, sostenibles, seguras, inclusivas, resilientes e inteligentes, meta coherente con el Objetivo de Desarrollo Sostenible 11 de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible.

 

2 - Seminario "Air Transport Competitiveness and Connectivity"

 

El evento se centró en el crecimiento de la conectividad del transporte aéreo como herramienta para aumentar la competitividad en la región, contribuyendo al desarrollo turístico y al crecimiento de la economía en general a través de la circulación de bienes, servicios e inversiones. Se destacó al respecto que el nivel de conectividad está determinado por la disponibilidad y el costo del transporte aéreo, y se identificó como factores que influyen en forma determinante para su crecimiento la infraestructura suficiente y adecuada; y los marcos y políticas regulatorias.

 

3 - Seminario "Financing the Blue Economy - A Caribbean Development Opportunity"

 

En esta sección se recordó la importancia de la Blue Economy en materia de uso sostenible de los recursos oceánicos para traccionar el crecimiento económico; mejorar los medios de subsistencia y el empleo, y proteger la salud de los ecosistemas marinos. De esta forma, se resaltó que las industrias de la Blue Economy desempeñan un papel sustancial en el comercio mundial, que se incrementará a medida que las poblaciones más ricas ejercen más presión sobre los proveedores para desarrollar nuevas fuentes de alimentos, energía y minerales. Aunque es extremadamente pequeño y limitado en tamaño de la tierra, se destacó que el Caribe tiene vastos recursos marítimos a su disposición.  

 

Reporte Anual 2017 del CDB

 

En el marco del evento tuvo lugar la presentación del Reporte Anual 2017 del Banco, en el que se destaca la actuación, iniciativas y resultados obtenidos por la institución durante el año pasado. En tal sentido, el Banco experimentó un fuerte crecimiento y cumplió con la totalidad de las aprobaciones y desembolsos, dando respuesta, en palabras de su Presidente, a "Los diversos reveses y desafíos de los miembros prestatarios". De acuerdo con las exposiciones, el CDB pudo mantener su posición como fuente principal de financiación del desarrollo en el Caribe a largo plazo, aprobando préstamos de capital e intervenciones de asistencia técnica por un total de USD 364 millones. Esta cifra representa un incremento del 18% en comparación con lo logrado en 2016.

 

El informe anual detalla también que en 2017, en promedio, se registró un aumento general en el crecimiento económico de los países del Caribe en torno al 0.5%, liderado por un rebote en los precios del petróleo, y apoyado por la contribución del turismo y la construcción.

 

Por otra parte, los saldos fiscales permanecieron débiles en la mayoría de los países, y la deuda  pública continuó en niveles muy altos, que preocupan a la institución bancaria. El CDB prevé para el año 2018 un crecimiento de la economía regional del 1,8%.

 

Cierre

 

El cierre del evento estuvo a cargo del Dr. Warren Smith, quien llamó a los países del Caribe a pensar en grande, a través de economías ágiles y abiertas. En cuanto a la labor del Banco, destacó su éxito en materia de imagen e involucramiento en nuevos sectores, con el objeto último de modificar la calidad de  vida de los ciudadanos de los países del Caribe.

 

Smith también instó a los líderes regionales a trabajar para apoyar la creación de resiliencia en los sectores de energía, agricultura y transporte aéreo ante los desastres naturales que amenazan la zona, insistiendo asimismo en la necesidad de proteger los sistemas energéticos de sus países e invertir en energía renovable y eficiencia energética.

 

Asimismo, el funcionario reconoció la contribución del sector agrícola en el Caribe, señalando que representa más del 10 % de la economía en Belice, Dominica y Surinam, porcentaje éste que se eleva al 33 % en Guyana. Sin embargo, destacó que la producción agrícola en la región viene experimentando caídas constantes desde principios de la década de 1990, en parte debido a los impactos del cambio climático que han provocado inundaciones y sequías.

 

Por último, se refirió a la decisión del CDB de ampliar su membresía, lo cual llevaría no sólo a la expansión de su capital, sino también a un nuevo enfoque y perspectiva de la institución.